Vuelvo a ocuparme de mi blog

De paso recupero artículos míos en los desaparecidos portales suite101.net y asturiasliberal.org o artículos borrados de la versión electrónica de abc, preservados por archive.org o por la memoria caché de google.

LA CITA DEL MES: Cyrano de Bergerac

"Mais on ne se bat pas dans l'espoir du succès ! Non, non c'est bien plus beau lorsque c'est inutile ! "

jueves, 1 de diciembre de 2016

Juana la Cautiva, reina de España

Siempre me ha asombrado el hecho de que la primera monarca de toda España en su calidad de heredera de los Reyes Católicos, la desdichada reina Juana, no reinara jamás de un modo efectivo pero que tampoco fuera despojada de sus potestades regias, sino que la voluntad primero del rey Fernando y luego del rey Carlos la mantuviesen recluida durante décadas en Tordesillas, nada menos que 46 años... Y no se atrevió Carlos I a dejar el poder hasta la muerte de su madre, en 1555.
Tuve ayer el honor de asistir a la presentación del trabajo de Carmen Oñate -Maruxa para los amigos- sobre la reina Juana de Castilla, la mal llamada "La loca". Es un trabajo extraordinario que marca un antes y un después acerca del personaje, Juana la Maltratada, Juana la Cautiva, Juana la Malquerida... Lo de Juana la Loca corresponde a la propaganda de aquellos interesados en anular el personaje por medio de una oportuna leyenda negra, leyenda que fue aumentada si cabe por el romanticismo decimonónico al que seducía la idea de una Juana "loca de amor".

La reina maltratada

La doctora Oñate -sicóloga clínica- ha subrayado que a Juana no sólo la ningunearon sus padres y la maltrató su marido, sino que su padre, el rey Fernando, y su hijo Carlos I consintieron con el maltrato en ocasiones físico -le “daban cuerda” es decir, la azotaban- y siempre emocional de la Reina durante su interminable cautiverio de casi medio siglo.
Es un trabajo originalísimo, se toma la molestia doña Carmen de echar por tierra la vieja patraña sobre la supuesta enfermedad mental congénita nacida de una alta consanguinidad. Para hacerlo, la doctora Oñate presenta los antepasados de Juana ¡sobre ocho generaciones! y resulta que la consanguinidad era de un tres por ciento, nada de nada comparada con la de sus lejanos descendientes Habsburgos y Borbones...

La reina despojada

Presentaron el libro dos personas de enorme calidad humana y científica, el catedrático de Historia del Arte Miguel Ángel Zalama -gran experto sobre Felipe el Hermoso y su mujer- y el padre José Luis Sánchez, vicerrector de la Universidad Católica de Valencia. Tras la breve y precisa exposición de la autora, Zalama nos detalló el saqueo sufrido por doña Juana. Sus joyas, tapices y dineros volaron, y los depredadores fueron, esencialmente, su propia familia... Un nuevo maltrato que añadir a la larga serie de humillaciones con las que se atormentó a la primera reina de España. Zalama añadió, como quien no quiere la cosa, que si Juana fue maltratada al menos no la asesinaron, y no es que faltaran antecedentes: a Felipe "el Hermoso" lo debieron envenenar con toda seguridad -no sólo falleció el primero de nuestros Felipes al tomar abundante agua fría, sino el copero que bebió de la misma copa- y todo apunta a que fue su suegro el mayor interesado en su muerte. Señala Zalama a la mano ejecutora: sería Luis Ferrer el autor material del crimen, y ese mismo Ferrer ¡sería el primer carcelero de doña Juana cuando su padre decidió recluirla! Yo pensé en mi rincón, que en el fondo es indiferente que tenga o no razón el profesor -que muy probablemente la tiene- si llegó a pasar por la cabeza de Juana la idea de que su propio padre hizo matar a su marido, no debió sentarle especialmente bien la idea, ¡y luego se extrañan de que la Reina tuviera sus rarezas!

La reina triste

El padre Sánchez hizo una breve pero intensa disertación tan vívida que nos contagió a todos su emoción. Subrayó la importancia del amor -y del desamor- en nuestras vidas, de cómo todos necesitamos amor -que las personas más sensibles suelen ser más vulnerables- y que acontecimientos a veces poco subrayados o ignorados por la Historia pueden ser determinantes en la vida de las personas, marcándolas para siempre. Subrayó que la tristeza profunda y prolongada puede llegar a ser indistinguible de la depresión. “Que doña Juana tuvo sus rarezas, nadie lo duda -insistió don José Luis- todos tenemos nuestras incoherencias, nuestros trastornos, pero si no nos encierra nadie salimos adelante”; y respaldó en todo momento la tesis de la autora: “si a mí o ustedes nos encerraran durante 46 años, lo milagroso sería no acabar loco perdido”...

1 comentario:

  1. Maruxa Oñate Español.
    Muchas gracias Luís Español, me alegro haberte tenido junto a mí ayer porque valoro mucho, tanto tu presencia como tu opinión. Fue muy hermoso para mí, que pasé de una larga trayectoria de trabajos grandes en equipo, pero en individual de clases a Bachilleres y pacientes a un lugar de tanto auditorio con tanto respeto como la FUE.

    Dos grandes personajes me acompañaron a hablar de Doña Juana con respecto a mi libro, para mí lo más importante que hablen de Doña Juana de Castilla. Si nuestro querido Vicerrector me emocionó porque hizo un auténtico diagnóstico de cómo se construyó el libro; descartando las posibilidades de la Locura de la Reina 1ª a través de la Consanguinidad, 2º a través de la no herencia, quedando por tanto al desnudo el Maltrato y añadiendo hermosamente el aditivo del Amor que nuestro Vicerrector echó en falta en el derredor de Doña Juana así como en los posibles enfermos de nuestra actualidad, señalando tal verdad, que el amor es imperioso tanto amar como ser amado para poder vivir en una medianía de Salud Mental

    Tanto igual me gustó oír a mi amigo epistolar de tantos años, Zalama quien demostró que desde la Historia del Arte, a Doña Juana se le robó desde personajes cercanos a ella y que tantos robos fueron como otros tantos ejemplos que yo ya indicaba que eran Maltratos...

    Creo que entre los dos dijeron exactamente por qué enferma el ser humano, si no tienen amor y si le quitan a uno lo que le pertenece (sean joyas o su pensar con manipulación), todo lo que le es propio al ser humano dentro de gran concepto de la Libertad.

    Gracias por ir Luís, gracias por ser amigo mío además de primo, gracias por el interés con Doña Juana porque he tenido la experiencia emocional que cuando haces una tesis doctoral, al cabo del tiempo si trata de un personaje, dicho personaje es apreciado y querido por uno mismo.

    Un gusto por el alto nivel y se le añade por el gran placer de habernos podido sonreír y reír con ambos ponentes, de mi derecha y mi izquierda. También un gusto de que los dos, Zalama me conoce más, pero ayer los dos al referirse a mí de frente y de soslayo hablaron de mi entusiasmo científico para con Doña Juana, así fue como José Luís Sánchez García finalizó diciendo que Maruxa era como una más de los Habsburgo y yo entre risas le contesté; “a los Habsburgo no a los Habsburgo no” y por lo bajito decía “no que el Emperador en las batallas llevaba el sarcófago de su abuelo como jergón para tumbarse en su pikolín en las noches”. Nos reímos mucho presentando la vida de Doña Juana pese a ser la Reina Maltratada, supongo la humanidad de los presentes indicaba que el sentido del humor jamás se debe de perder.

    Agradecida a los 3, a ellos y tú porque, se lo digo a Zalama cuando hablamos, los que trabajamos para Doña Juana somos su Urdimbre Afectiva, lo que nos permite continuar ante la dificultad. Ya sabemos que el amor facilita los senderos a vivir y el afecto es el representante del amor.

    Gracias y un abrazo Luís, Maruxa

    ResponderEliminar