Vuelvo a ocuparme de mi blog

De paso recupero artículos míos en los desaparecidos portales suite101.net y asturiasliberal.org o artículos borrados de la versión electrónica de abc, preservados por archive.org o por la memoria caché de google.

LA CITA DEL MES: Cyrano de Bergerac

"Mais on ne se bat pas dans l'espoir du succès ! Non, non c'est bien plus beau lorsque c'est inutile ! "

lunes, 26 de marzo de 2012

Octopussy: la noche tiene tentáculos

Franquin (Idées noires)
De mis soledades vengo, a mis soledades voy, y el mundo es tan esnob que seguro que hay solitarias presumiendo de intestino. Hablando de solitarias y soledades, seguro que tú también tienes alguna de esas noches tontas en que estás solo y en que no pudiendo dar la murga a los demás te la das a ti mismo.
Cuando el alma es yunque y el tiempo martillo, cuando estás perdido en el laberinto del recuerdo, cuando oyes gritos mudos que salen de dentro y no sabes qué contestar y te dan ganas de romper paredes a cabezazos, se te ofrecen varias opciones:
a) - seguir igual, que realmente no es una opción, normalmente consigues romperte antes la cabeza que la pared, y los sesos ensangrentados ensucian cantidad;
b) - ir a ver una buena película y ponerte ciego de palomitas, opción higiénica y recomendable, pero difícil más allá de las diez de la noche;
c) - entregarte a bulimias nocturnas, zamparte un kilo de macarrones con queso, opción poco recomendable: la balanza se venga;
d) - seleccionar alguna forma de alcohol y cogértela a conciencia, hasta perderla, opción francamente desaconsejable, que conlleva mañanitas resacosas;
e) - o bien dedicarte a escuchar canciones y ver vídeos en youtube, opción buena, bonita, barata.

Octopussy
No sé por qué, en una de esas noches de tontería me acordé de Octopussy, película que vi con dieciocho casi inocentes años (¡quien los pillara!). En Octopussy hay pocos pulpos, aparte de los conocidos tentáculos de Roger Moore, así que mi interés no era el de un naturalista. Sin embargo la vi tres veces seguidas en una semana. ¿Sería por el guión, con sus payasos, sus malvados comunistas, el perverso Louis Jourdan o los paisajes exóticos? No vayáis a pensar que aquellas señoras feas y contrahechas que flotaban en los títulos de crédito y remaban por el Ganges me habían llamado la atención... ¡Noooo, que vaaaa!
He encontrado la letra de la canción principal, que no está nada mal y se llamaba We're an all-time high, que literalmente es Somos un máximo histórico y creo que se puede interpretar como Estamos en la cumbre/en el mejor momento o quizá como Somos lo más. La interpreta Rita Coolidge. La composición es nada menos que del finado John Barry que con cinco óscares a cuestas dio motivos para sospechar que lo de las bandas sonoras no se le daba del todo mal...



Letra de la canción
All I wanted was a sweet distraction for an hour or two, and no intention to do the things we've done.
Funny how it always goes with love, when you don't look, you find; but then we're two of a kind, we move as one.

We're an all-time high, we'll change all that's gone before; doing so much more than falling in love.
On an all time high,  we'll take on the world and wait. So hold on tight, let the flight begin.

I don't want to waste a waking moment, I don't want to sleep. I'm in so strong and so deep, and so are you. In my time I've said these words before, but now I realize. My heart was telling me lies, for you they're true.

We're an all-time high, we'll change all that's gone before; doing so much more than falling in love.
On an all time high, we'll take on the world and wait. So hold on tight, let the flight begin.
So hold on tight, let the flight begin.
We're an all time high

viernes, 23 de marzo de 2012

El próximo atentado

Me gustaría que este caótico blog sólo brindara entradas alegres, cachondas o pornográficas. Por desgracia, hay que hablar de temas medianamente actuales -es decir, siniestros- y tratar de decir algo distinto a lo que publican los demás. Pensad que el único objetivo que puede perseguir un blog con pocos pero escogidos lectores es el de tratar de ser original en un mundo gobernado por el refrito.
Así que me permitiréis que dedique unas palabras nada festivas al asesino de Toulouse de cuyo nombre no quiero acordarme que se ha llevado por delante las vidas de siete personas. Primero asesinó a tres militares franceses, y luego mató a un profesor de religión judía del liceo Ozar Hatorah, a dos hijos suyos de 3 y 6 añitos y a otro niño de 10 años.

Matar para ser famoso
Los medios y la cosa política siguen cometiendo el gravísimo error de buscar o dar significado a los actos de un miserable despojo convirtiendo a alguien malvado y mediocre en figura internacional; lo comentamos aquí cuando la matanza de Oslo. No debieran preocuparnos los motivos de los criminales, que sólo buscan fama, matando, porque son incapaces de encontrarla de otra forma. Ya Eróstrato y Pausanias quisieron alcanzar la inmortalidad recurriendo al asesinato. Me interesa más conocer la vida de las víctimas que tener detalles sobre sus verdugos. Además la vida de los asesinos suele ser siempre el mismo coñazo: un pichafloja sin trabajo, sin pasado y sin futuro que se refugia en odiar a quién sea para darse una apariencia de algo cuando en realidad no es nada ni nadie.

Hijoputas con Causa S.L.
Cuando la matanza de Oslo resultó que el asesino era rubio, ultraderechista y masón. Sin embargo había gente que buscaba -que necesitaba casi- un asesino moro y supongo que debían rezarle a Thor y a Odín: "Porfa, dioses y protectores de la raza aria, ¡que el asesino sea moro!"
Ahora ha pasado al revés, muchos querían un asesino ario y votante de Marine Lepen y resulta que era moro salafista, y se les aguó la fiesta. ¡Vaya por Dios! ¡Nunca llueve sangre a gusto de todos!
Si el tema no fuera tan serio, reconoceríamos que existe una demanda de atentados. Luego podríamos plantearnos la posibilidad de una oferta y quizá pudiera ser viable económicamente, -aunque inviable penalmente- constituir la empresa de Hijoputas con Causa S.L. que ofrecería un servicio de Atentados a la Carta. Vd. nos dice cuándo quiere el atentado, qué victimas y qué tipo de culpable quiere -perfil étnico, religioso, preferencias- y se lo montamos... Con la cantidad de sanguinarios chiflados que hay en el mundo, hambrientos de fama y de castigar a la Humanidad por ser ellos un proyecto de Nada, no tendríamos ningún problema. Seleccionas al tarado, le proporcionas las armas,  le fijas el objetivo -adultos o niños, policías, militares o civiles, gente que toma el tren en Atocha, suníes, chiíes, kurdos, turcos, rusos, chechenos, tamiles, maoistas, abertzales, lo que sea y los que sean- y ya tienes portada en medio mundo garantizada. Una publicidad negativa perfecta y baratísima.

La Propiedad Intelectual de los Atentados
El mayor problema de un terrorista no es el de matar a nadie sino el de evitar que le pillen y por lo tanto el momento más delicado del proceso es el de la reivindicación.  En general los terroristas quieren el reconocimiento de su autoría pero no están dispuestos a proporcionarte las pruebas que lleven a su inculpación. Y también tiene el terrorista que tener cuidado con el medio que utiliza para hacer su reivindicación, que los teléfonos están vigilados y los satélites Big Brother son unos insaciables mirones...
En ese sentido, parece necesario un Registro de Atentados para que los autores puedan reivindicarlo en tiempo y forma, sin que les privemos de su autoría intelectual. Que hay mucho farsante que reclama como suya la labor de otros. No hay nada más ridículo ni en el fondo más siniestro que esa discusión sempiterna sobre el origen de un atentado. ¿Quién puso la bomba? ¿Qué se proponía? Luego viene el Grupo Islámico de Amigos del Cerdo o el Frente del Orgullo Vasco o cualquier otra pandilla de perversos subnormales a reivindicar su gran fazaña: "'¡esos muertos son nuestros y no los compartiremos!" Ah, ¿y cómo lo sabemos? No hay un registro, no hay un fedatario que redacte el pertinente documento que permita demostrar quién realmente tuvo la primacía del atentado o de la matanza... Durante años, en España, el Registro de la Propiedad Intelectual etarra era el diario Egin. Si el Gobierno quería saber quién había matado a un señor o a un chiquillo, le preguntaba a Egin: ¿es cosa de la ETA? Y los de Egin, castálida fuente de la Verdad, por lo visto, decían que sí y el Gobierno tragaba.

¿Hemos aprendido algo?
Hace dos semanas era el octavo aniversario del 11-M, me acordé de la pobrecita Marion; me pregunté si hemos aprendido algo desde entonces. ¿Ha cambiado algo en España, en la actitud de los medios, de la opinión pública y de los partidos que permita esperar que algo así no volverá a suceder? Me estremecería llegar a la conclusión de que todo sigue igual.
El de Toulouse es el penúltimo atentado. Mañana seguirá habiendo más muertos y más noticias en prime time, y más negocio mediático convirtiendo asesinos en figuras internacionales. Y no aprendemos.

miércoles, 21 de marzo de 2012

Salud y placer: orgasmos abdominales

El orgasmo femenino es sin duda uno de los grandes misterios de la Creación. ¿Por qué ellas se lo pasan tan bien y nosotros, en fin,  pues eso? ¿Cómo comparar nuestra humilde chispita de entusiasmo con esa bestial erupción de los sentidos, ese terremoto de carne trémula, ese impacto meteórico? La primera lección de física es el estudio de las distintas magnitudes: el placer masculino es una pila de 1,5 V.  y el femenino algo así como la Bomba Zar de cien megatones.

El secreto del gimnasio
Siempre observé que en los gimnasios, además de gays a manta, hay muchísimas mujeres, y me preguntaba si había alguna razón oculta que se me escapaba. Pues sí; me manda un amigo un artículo sobre un estudio (publicado en inglés) realizado en la Universidad de Indiana sobre la posibilidad de obtener orgasmos a base de realizar ejercicios y en particular, abdominales. Me encanta que EE. UU. siga demostrando su poderío científico, como con la Tesis de Karen que comentamos aquí. Según el referido estudio, las señoras que se lo pasaron francamente bien haciendo ejercicio experimentaron su particular ración de frenesí:

- un 50%  haciendo abdominales.
- un 26 % haciendo pesas.
- un 20 % practicando yoga.
- un 16 % haciendo bici -estática o al natural.
- un 13 % corriendo.
- y un 10 % andando.

EIO y OIE
Es tan intenso y frecuente el fenómeno que ha dado lugar al invento de un nuevo acrónimo EIO por exercise induced orgasm que supongo que se tendrá que pronunicar EEEEEIIIIOOOOOOOOO añadiendo algunos alaridos más de acompañamiento, y clavándote las uñas.
En español queda todavía más interesante, Orgasmo Inducido mediante Ejercicio, o sea, OIE, que habrá que pronunciar OOOOOIIIEEEEEEEE.
Después de leer el artículo, entiendo mejor por qué las chavalas son tan aficionadas al deporte. Yo la verdad, por más que sudo en el gimnasio, nunca he conseguido sensaciones distintas a las de la agujeta en todas sus versiones posibles. Es verdad que sales contento y relajado tras la ducha, pero resulta difícil imaginar que esa grata sensación donde se mezcla la satisfacción del deber cumplido y el sencillo placer de la higiene básica, sea un orgasmo. Además, ya imagino los diálogos entre amigas aficionadas al tema:
- Oye, ¿sigues en ello?
- OOOOOIIIEEEEE, oh yeah, oh yes...

Me queda una duda: ¿también funciona para los tíos? En cualquier caso, va a resultar que al final, Erik Prydz tenía razón. El ejercicio es una actividad placentera...



lunes, 5 de marzo de 2012

La milésima parte de un céntimo

En la India existe un templo, el de Karni Mata, "la Madre del Milagro", donde se adora a las ratas. Todos los días a unas ratas les dan de comer su tributo de leche, y los fieles meten los dedos en los cuencos donde las ratas beben, y luego se los lamen, entusiasmados; ¡toma higiene! Así, comulgan con la divinidad. Sería demasiado fácil decir que la bella ciudad de Estrasburgo tiene también un templo de Karni Mata, que se llama Tribunal de Derechos Humanos, que le da en sacrificio su plato de leche a los etarras. Pero a pesar de que en etarra entran todas las letras de rata, no me gusta compararlos. La rata no ha elegido ser rata y es un bicho asqueroso,  pero inocente. El etarra, en cambio, es el producto de una elección, el resultado de una vocación.

Los veinte mil euros más obscenos
Si yo quisiera ganar 20.000 euros tendría que currar ni se sabe cuánto tiempo. Otros, para ganar 20.000 euros, sólo tienen que insultar al Rey.
Si no entendéis por qué lo digo, os informo de que el conjunto de ciudadanos españoles llamado España ha sido condenado a indemnizar con 20.000 euros al etarra Arnaldo Otegui. Entre los españoles condenados estoy yo, estás tú, están los familiares de las víctimas de ETA, gente que también paga impuestos para dotar a Arnaldo Otegui de un buen pellizco. Calculo que de esos 20.000 euros, si tengo en cuenta mis contribuciones al Estado y el conjunto del dinero público, me toca a mí pagarle a Otegui la milésima parte de un céntimo. No es mucho, no; pero me sigue pareciendo demasiado. Nunca la milésima parte de un céntimo me pareció tan cara.

Derecho a insultar
Lo más curioso es el motivo de la sentencia: el Tribunal de Derechos Humanos ampara el derecho de Otegui a insultar razonablemente al Rey y difamar a España. Así, un Tribunal nacido para luchar contra la tortura y los abusos del poder se pone al servicio de la libertad de expresión de los asesinos y de quienes les amparan, protegen y justifican.