Vuelvo a ocuparme de mi blog

De paso recupero artículos míos en los desaparecidos portales suite101.net y asturiasliberal.org o artículos borrados de la versión electrónica de abc, preservados por archive.org o por la memoria caché de google.

LA CITA DEL MES: Cyrano de Bergerac

"Mais on ne se bat pas dans l'espoir du succès ! Non, non c'est bien plus beau lorsque c'est inutile ! "

jueves, 29 de julio de 2010

Prohibamos el aborto en Madrid


Matar gente es más grave que matar toros, ¿no?

¿Tienen los no-nacidos menos derecho que los toros?
No quiero ser pesado con el tema del aborto, que es un asunto muy serio, pero no puedo dejar de subrayar que en nuestra culta y oxigenada nación hay gente a la que le molestan las corridas de toros pero no les molesta que corten niños a cachos en la tripa de sus mamás, probablemente por motivos estéticos. Son las cosas de España y nada tienen que ver con leyendas negras o rosas, demuestran nuestras contradicciones y también nuestra riqueza ideológica o las dificultades para saber qué es y en qué consiste el progreso.

Un precedente y una oportunidad
Como aparte de antiabortista total soy el más radical de los optimistas, creo que todo mal es la puerta de un bien y que toda crisis supone una oportunidad; así que os confesaré que me ha encantado la Iniciativa Legislativa Popular para prohibir los toros en Cataluña porque ofrece un interesante precedente y porque además es una victoria de la opinión pública sobre la inercia. Es una gran patada al proteico culo de tantas señorías.

Las autonomías carecen de competencias penales
Prohibir es un acto que tiene lectura administrativa -lo que permiten o no permiten las administraciones- pero que tiene también una dimensión sancionadora.
Lo que más les gusta a los alcaldes españoles es proclamarse reyes de Patones o declarar la guerra a Napoleón, porque nuestra tradición nacional es la de Zalamea, pero la Ley sólo les permite aprobar sanciones de tipo económico, eso tan bonito que llamamos multas; hace siglos que se retiró a los ayuntamientos cualquier competencia penal para evitar que los alcaldes le den garrote a los comendadores y luego le echen la culpa a Fuenteovejuna.
Las autonomías tampoco tienen competencias en el orden penal, afortunadamente, porque dada la tendencia natural de nuestros líderes mínimos a convertir su provincia en una taifa y proclamar el cantón de Cartagena o la República Batueca, no quiero ni imaginar el grado de opresión que alcanzarían nuestros sufridos compatriotas en los bantustanes nacionalistas: a ver, el que no sepa resolver ecuaciones diferenciales en euskera, recibirá cuarenta latigazos o se le amputará el brazo; el que no proclame las virtudes heroicas del beato Iñaki de Rentería será condenado a ver todos los programas de La Noria...
La opresión de los separatistas ha sido intensa en el ámbito social -en particular en el lingüístico y educativo-  y en el orden económico, pero hasta ahora no nos han podido meter en la cárcel a los que no pensamos como ellos.

Las Comunidades Autónomas sí tienen competencias sanitarias
En virtud de las competencias que tiene Cataluña transferidas del Estado sobre Festejos, el parlamento catalán se ha pronunciado y ha prohibido las corridas de toros en las cuatro provincias.
Ahora su administración tendrá que tomar alguna resolución para sancionar a quienes infrinjan esas disposiciones que prohíben la celebración de corridas.
Repito, por si no se me hubiera entendido bien, que las sanciones no pueden consistir más que en multas porque carece de competencia ninguna autonomía para modificar una coma o una tilde del Código Penal: no se trata de privar a un señor de su libertad sino de atacar su bolsillo e impedirle realizar una determinada actividad que exige autorización administrativa.
Añadamos que abortar, como ir a los toros o torear, no es un derecho fundamental.
Alguno de los grupos Verdes quieren conseguir en Madrid lo que se ha conseguido en Cataluña y me digo: ¡Esta es la mía! O sea que podríamos prohibir algo en Madrid aunque estuviera autorizado en otros lugares y podríamos obtener un régimen sancionador que no tenga consecuencias penales. Y ahí surge mi idea, que os transmito:

Os propongo a los que penséis como yo que pidáis la prohibición total del aborto en Madrid. El cierre de las clínicas aborteras y un régimen sancionador que multe a los médicos y personal sanitario que lo practiquen.

El dinero es el nervio del aborto
Madrid tiene las competencias sanitarias transferidas al igual que en Cataluña tienen las competencias sobre espectáculos transferidas y esa es la base jurídica indispensable para legislar al respecto. Le sobra por tanto competencia a Madrid, como Comunidad, para prohibir cualquier práctica abortiva en su territorio. Y quien dice Madrid, dice Andalucía, Cataluña y todas las demás Comunidades, que tienen todas transferidas las competencias sanitarias desde el 2002.
Como los aborteros viven por y para el dinero y lo de sus clínicas es, esencialmente, un gran negocio, mi propuesta ataca de raíz el problema en su dimensión material que no en el fondo ético.

Vaciar de contenido la ley Aído
Vamos a vaciar de sentido la Ley Aído: ¿que el PZOE se empeña en ser el partido de Herodes? ¿Que aprueban el aborto libre gratuito y obligatorio a las 36 semanas de gestación? ¿Que se pueda matar a los niños ya nacidos hasta los cinco años, asesinar a todos los viejos y enfermos o aprobar el canibalismo? ¡Estupendo! Para eso les han votado, tienen competencias a nivel estatal  y cuentan con la complicidad del Sanedrín Constitucional y de algún Poncio Pilatos -nótense las iniciales- lavándose las manos... Pero en la práctica no podrán porque conseguiremos que en todas las autonomías con competencias en el campo sanitario se prohíba el aborto. Y de paso le daremos un futuro a España. ¿Quién se apunta?

lunes, 26 de julio de 2010

Tráfico de Tigretones


La Policía Nacional ha detectado un importante tráfico ilegal de tigretones

Los años de la droga
Los años setenta fueron difíciles para el Liceo Francés: hubo alertas falsas de bomba y bombas de verdad, y aparte de las amenazas de la ETA, del Grapo y de la ultraderecha, toda la España escolar empezó a sufrir el bombardeo mucho más letal de la droga. En algunos barrios de Madrid la gente que me lleva tres o cuatro años son una rareza porque murió toda esa generación a golpe de pico y no precisamente abriendo zanjas: la zanja se la abrieron ellos solitos. Recuerdo que un locutor de Radio las Aguilas me confesó que sus amigos de  juventud -¡todos!- se estaban pudriendo en algún camposanto y que en el barrio no quedaba gente de su edad.
En el Liceo estábamos superpotegidos del Mal porque de la seguridad no sólo se ocupaban los guardias o la policía sino que los señores de mono azul de mantenimiento o jardinería estaban pendientes de que no se nos colara ningún demonio en el Paraíso y formaban una cohorte angélica más que sumar a la de los arcángeles profesionales.
Yo era amiguete de uno de ellos, un tipo admirable que te manejaba la podadera, la calefacción industrial o los cuadros eléctricos con la misma soltura. Era un señor alto, grande y con puños como sacos de patatas; su conversación me fascinaba: me hablaba de cuánto tarda en fraguar el hormigón armado, de cómo se enciende la luz por sectores y no todas  a la vez y cosas así que me parecían entonces y me siguen pareciendo ahora mucho más interesantes que el contenido habitual de la prensa. Y supongo que a él le haría gracia tener un joven y atentísimo auditorio.
Un camello mal informado pretendió un día pasar costo a los  niños para ampliar su negocio de cara al futuro. Mi amigo trincó al camello y le metió tal paliza que lo dejó medio muerto, a Dios gracias, que a los traficantes hay que ablandarlos como al pulpo, machacándolos a conciencia. Fijaros si la protección era discreta, que me enteré del asunto de la paliza años después, que la mejor seguridad es la que no se ve.

La amenaza de la manzana roja
Estábamos protegidísimos, repito, pero había alguna excepción: durante los recreos se acercaba un señor a la verja y nos vendía manzanas cubiertas de caramelo rojo.
Supongo que la manzana venía de un árbol que no había sido descontaminado en autoclave y que contendría toda suerte de pesticidas, metales pesados y excrecencias de gamusinos mutantes; el azúcar sería del tipo ultracaries reforzado y el colorante rojo sin duda alguna cancerígeno y judeomasónico internacional.
Pero claro está que le comprábamos al buen señor sus manzanas, y también churros y porras elaborados en vaya Vd. a saber qué aceite -y lo del aceite era un tema serio, que poco tiempo más tarde España vivió la tragedia del aceite de colza desnaturalizado- y otros productos peligrosísimos como pipas, chicles, tiras de regaliz y conguitos.
Y os preguntaréis, ¿por qué este gordo inmundo nos habla de sus batallitas escolares? ¿Tan pocos temas de actualidad hay que tenemos que recurrir a sus aventuras en el Liceo?
Pues el tema surge de los proyectos de Trinidad Jiménez, la versión cañí y cañera de la Señorita Rotenmeyer que torturaba a la pobre Heidi; la sucesora de Elena Salgado quiere erradicar la bollería industrial de los colegios: adiós Pantera Rosa, Bony, Bucanero, Bollicao, Donuts o Tigretones, adiós conservantes, colorantes, edulcorantes y demás perniciosos Enemigos de la Salud.
A la Gran Penitenciaria, con esa lógica inherente al Demenciato, le parece chanchipiruli que a una chiquilla de 16 años le corten a cachos el niño que lleva en la tripa pero en cambio ve como peligrosísimo el consumo de Bimbollos, nuevas Armas de Destrucción Masiva de los neobushistas de la Progesía. Salgado  un día te deja sin tabaco y otro día Jiménez te quita el pastelito. La verdad es que a las Caudillas del Nuevo Orden  me las imagino muy bien vestidas de Miss Látigo y Nanny Azotes castigando culos pecadores, que en el fondo la lógica interna del PZOE es "Quien bien te quiere te hará llorar"; y no sólo llorar, también rabiar, maldecir y blasfemar.
Recuerdo la primera vez que en la Biblioteca Nacional observé que señores adultos y canosos se dedicaban a fumar a escondidas en los retretes como si tuvieran catorce años. Salgado produjo regresiones brutales que fascinarían a Freud... Si a Jiménez le pone dar a mí no no me ape recibir. Así que con la ayuda inapreciable de Mirameba estoy organizando la primera red de tráfico de Tigretones.
He adquirido inmensas existencias de Tigretón, Pantera Rosa y Bony para disponer de material. Los venderemos al triple, con un margen comercial del 660%  pero eso sí, bajo cuerda.
Si en el próximo curso veis a un señor con gabardina y gafas oscuras acercarse a la verja del colegio de vuestros niños es posible que en lugar del habitual pederasta del barrio descubráis a un extraordinario traficante de Tigretón. Nuestra red todavía no está montada así que si queréis ganaros una pasta, poneros en contacto con nosotros por nuestro servicio habitual de tortugas mensajeras.

viernes, 16 de julio de 2010

Adán era gay: la Nueva Biblia Correcta


El Gran Inquisidor Sebastián ha encargado una versión correcta de la Biblia

Hace unos días Madrid era un puro horno, y fui a Ciempozuelos a ver si Paco Mirameba quería invitarme a tomar una ducha fría o compartir la piscina de hidroterapia que le permite relajarse después de una sesión de electroshocks. Paco es autor prolífico y le debemos nada menos que el famoso Pacto de Mirameba del que ya hablamos aquí.
Pero el bueno de Paco casi no pudo atenderme porque está reescribiendo las ocho mil páginas de su "Breve comentario al Génesis" para utilizarlos en la Nueva Biblia Correcta (NBC) que va a sustituir en breve las clásicas de Jerusalén, Nácar Colunga, etc.

Religión para la Ciudadanía
Desde que en Moncloa han decidido que Franco no gobernó España, y que probablemente Don Pelayo era moro y Colón un detergente, todos sospechábamos que el Ministerio de la Verdad tendría que dedicar su atención a la Biblia, libro homófobo entre todos en el que a los pobres habitantes de Sodoma los condenan a las llamas eternas. Si la Biblia es un libro homófobo, pensó Sebastián, ¿a quién multaremos? ¿a sus editores? ¿a los predicadores? Gravísimo asunto al que sus asesores jurídicos han dedicado al menos diez mil horas de arduo cavilar. El que  dio con la solución, como siempre, fue el ministro Gabilondo: de un antiguo fraile de los Sagrados Corazones capaz de hacer doctor honoris causa al Sr. Carrillo, se pueden esperar siempre alardes de imaginación. Sentenció don Ángel: "si un texto molesta, cambias el texto y deja de molestar".
Ahora mismo está Moratinos negocia que te negocia con la Santa Sede para fijar los términos de un nuevo Concordato que ponga fin a la polémica sobre las clases de Religión y las de Educación para la Ciudadanía. Os revelo algunos detalles de la negociación: ambas materias se fusionarán en una nueva asignatura: Religión para la Ciudadanía que será de carácter obligatorio y computará para la nota final de Bachillerato. Alumnos y profesores usarán únicamente la Nueva Biblia Correcta cuidadosamente depurada de elementos cristianos u opuestos a la Era Guay; en cambio se incluirán referencias a Mahoma en un nuevo libro profético, para solucionar algunos problemillas suscitados por la teología musulmana. El nuevo Concordato aborda otras materias trascendentales: votar al PP será pecado, el sacramento de la Penitencia será administrado por Inspectores de Hacienda y las monjas usarán burka, que es lo oxigenado.
En el marco de ese acuerdo resultaba lógico que le encargaran a Mirameba la redacción de la Nueva Biblia Correcta y supongo que a Paco lo nombrarán en breve Ministro de Algo. Para que os hagáis una idea de la magna obra miramebiense, bastan unas líneas de su comentario a Génesis 2, 21-25.

El texto:
Entonces el Señor Dios echó sobre el hombre un letargo, y el hombre se durmió. Le sacó una costilla y creció carne desde dentro. De la costilla que le había sacado al hombre, el Señor Dios formó una mujer y se la presentó al hombre. El hombre exclamó: ---¡Ésta sí que es hueso de mis huesos y carne de mi carne! Su nombre será Hembra, porque la han sacado del Hombre. Por eso el hombre abandona padre y madre, se junta a su mujer y se hacen una sola carne. Los dos estaban desnudos, el hombre y su mujer, pero no sentían vergüenza.
Los apuntes de Mirameba:

El primer chiste
Queda claro que la heterosexualidad está ligada a la carnicería; es la búsqueda afanosa de una costilla, y de ahí la expresión tan masculina, "esta chica es un hueso".
La primera vez que Adán, el primer hombre, abre su bocaza, es para gastar un chiste: "su nombre será hembra porque la han sacado del hombre". Mira tú qué bien, podría haber seguido nuestro padre Adán desarrollando la misma idea: "una hembra con hambre de hombre quiere un hombre con hambre de hembra". Y no dice nada del hombro de la hembra, que también ofrecía alguna posibilidad. No es como para  convulsionarse a carcajadas, pero bueno, no pretenderéis que Adán contara los chistes así, de buenas a primeras, como Eugenio o Chiquito de la Calzada.

La soledad de Adán
Pobre Adán: ¿cuánto tiempo anduvo solo? Es fácil imaginar la vida sexual de Adán antes de que Dios inventara a Eva y muchísimo antes de que su tataranieto Onán inventara el onanismo. Los patos, gallinas, ovejas y cabras del jardín del Edén no sé si miraban con ojos tiernos a Adán, o si al contrario huían de él despavoridos. Nada dice el Libro de la vida íntima o las actividades de Adán antes de Eva, lo único que hace Adán es  ponerle nombre a las cosas. A lo mejor a cada pato o gallina le ponía un nombre cariñoso después del amor "Te llamaré Lucas -dijo Adán- y vio que era bueno".

Eva era el hermano gemelo de Adán
Claramente el relato del Génesis nos da pistas sobre el desarrollo de la Ciencia. En Adán están todas las letras de ADN. Y, precisamente Dios usa la costilla de Adán para crear Eva. ¿Y cómo va a crear Eva con el ADN de Adán? Eva era el HERMANO GEMELO de Adán, era otro Adán. O sea que va Dios y nos monta un incesto -el que hace uno hace ciento- y además un incesto gay. Además, Edén es lo mismo que Adán solo que cambiando la E por una A, la E de Eva; o sea, natural y cabalísticamente hablando, Eva es el otro Adán. 

Dan Brown apoya a Mirameba
En apoyo de las tesis miramebianas está la última obra de Dan Brown, continuación del  Código da Vinci, y Ángeles y Demonios que se titulará La Logia de Moncloa. Dan explica que Zapatero viene del Espacio Exterior  -muchos lo sospechábamos- y también nos revela otras claves secretísimas:  ¿por qué los caracoles tienen concha? ¿por qué los tíos vivimos muy bien con una sola neurona? ¿es la zambomba el epifenómeno de la teología? ¿hay vida más allá del España-Holanda? Cuestiones que merecerán un estudio profundo en su día y que los españolitos del futuro aprenderán de memoria al igual que sus abuelos aprendían la lista de los reyes godos.
Tras echar un vistazo a lo que en breve inspirará una nueva versión de la Biblia, recordé aquella definición de la fe que sin duda el Altísimo inspiró a un sabio: la fe es lo que nos da Dios para que entendamos a los curas

jueves, 8 de julio de 2010

Valor nutritivo de una gorra

Para ver fútbol es aconsejable el uso de ropa comestible

Los que me conocen saben muy bien que no veo fútbol en directo, y más estando de por medio una selección nacional. En 1998 pasaba el mes de julio en Francia y me perdí deliberadamente la final del Francia-Brasil, para ahorrarme el infarto correspondiente; hasta ahora sólo he visto de la selección española quince minutos del España Paraguay y ayer unos ocho minutos del España Alemania.
Conócete a ti mismo, dijo el sabio, y la verdad, desde aquel España Malta memorable en que me revolqué literalmente por el suelo y medio desfondé a saltos el sofá del salón, tomé la resolución de renunciar al fútbol, a sus pompas y a sus obras, porque esos partidazos representan para mi alma futbolera una adicción tan destructiva como pueden ser las copas para el alcólico* o la farlopa para Maradona.
Hablando de adicciones, confieso que de niño apreciaba mucho el sabor de alimentos exóticos como las tizas de la pizarra o las gomas Milán, aquellas que olían a nata y que devoraba con fruición entre cuentas, lecturas y dictados.
Esa mala costumbre de comer cosas insólitas en momentos de distracción no he conseguido quitármela del todo. También es cierto que no era el único en casa, ya que mi gato Mejillón era un gran cazador de calcetines. Mejillón acechaba el momento en que te dejabas medio abierto el cajón, y luego se dedicaba a la delicada pesca del calcetín, y una vez  que cobraba alguna presa, la llevaba hasta su platito de croquetas y de vez en cuando masticaba algo a su víctima, aunque nunca llegara a tragársela.
El caso de Mejillón no es excesivamente raro; los bichitos que acompañan nuestras vidas tienen una gran afición por los alimentos más variados: hay perros que se han comido tarjetas de crédito, memorias usb o pelotas de tenis. Y otros animalitos menos afectuosos, como los tiburones blancos, son grandes aficionados a mordisquear tablas de surf. Lo malo es que de vez en cuando se meriendan también al surfista.
Ayer durante los escasos minutos que dediqué a la mayor ocasión que vieron los siglos, tuve la oportunidad de comerme una gorra -bueno, exagero, de mordisquear la visera-  y me dejó mal sabor de boca. La ropa ya no sabe como antes, y dudo mucho que ningún tipo de sombrero tenga las proteínas, vitaminas y minerales recomendados por los nutricionisas.
Como no quiero guardar egoístamente mis ideas, os hago una sugerencia, por si podéis convertirla en dinero:  puesto que la ropa se hace básicamente en China, ¿no podrían los fabricantes añadirle algún tipo de sabor a los tejidos? ¿Estaría bien una camisa con sabor a tallarines fritos con gambas o costillitas de cerdo? De este modo, los temperamentos nerviosos podríamos unir lo útil a lo agradable y alimentarnos correctamente mientras duren los partidos. Ya en su día se lanzaron unos calzoncillos comestibles para parejas divertidas, o el Candy Bra compuesto de caramelitos; no habría más que extender la idea a los pantalones, camisas, jerseys de punto, etc.
Podría yo -pensará alguno- optar por ver desnudo los partidos, para evitar la ingesta de fibras artificiales, pero no sé si no acabaría hincándome el diente y devorando el brazo hasta el codo en un momento de distracción.
Ante la duda, el próximo domingo procuraré ir al cine. Es más agradable el sabor de las palomitas.

-.-.-.-.-.-.-.-.-.-
* ¿Por qué escribir alcohólico si todos pronunciamos alcólico?

martes, 6 de julio de 2010

La Damnatio Memoriae de Franco (crónicas del Demenciato)

Como ya sabéis, y parece ocioso repetirlo, considero que el periodo que vive España desde 2004 es pura demencia, es decir, literalmente, alteración de la razón, y en el futuro será estudiado por los expertos como demenciato. Me entero de la última locura de la zetagente -digna de Jerry Lewis- por el muy entretenido blog de Luis Antequera, citando un artículo de El País.

Franco no gobernó España
Resulta que en la página web de Moncloa hay una lista de presidentes del Gobierno de España. En esa lista está incluido un señor llamado Francisco Franco, de profesión militar, de vocación dictador y que entre otros pequeños cargos sin importancia presidió el Gobierno durante 34 años -no incluyo los años de la Guerra Civil y el gobierno de Burgos- y el Estado durante 37. Pues bien, según El País, la  zetagente va a borrar el nombre de Franco de la lista de Jefes de Estado y de Gobierno de España.
Dentro de la tristeza que produce ver a personas adultas y vacunadas entregándose a juegos de adolescentes tardíos -y más con la que está cayendo- me ha hecho hasta gracia esta nueva genialidad del Gobierno Trapisonda. Porque, precisamente, y una vez más, se pone de manifiesto el mimetismo entre las huestes zapteriles y el franquismo.

Los franquistas hicieron lo mismo con sus adversarios
Me refiero a que para delendar a Franco, recurren a la técnica de la damnatio memoriae, la misma que ejerció el franquismo con las figuras más relevantes del republicanismo y del liberalismo; los franquistas estaban al menos tan chiflados como la zetagente, y a Franco lo pintaban vestido de cruzado. Será verdad eso de que somos la Reserva Espiritual de Occidente.
A Casares Quiroga los franquistas quisieron borrarlo del Registro Civil; lo mismo ocurrió con Negrín, en su isla. El fanatismo de los azules era tan grande, que Julián Marías recordaba haber visto durante la II Guerra Mundial mapas de Europa de los que habían borrado las Islas Británicas (!)
Los sueños de la razón producen Zapateros. Pero incluso Zapatero tiene sus cualidades; defendió a Aznar y la democracia española delante de Hugo Chávez, y tributó un homenaje a los españoles muertos en Mauthausen. Zapatero no es malo; lo que pasa es que como muchos de su generación, es producto al 100% de la intolerancia que le rodeó desde niño, es el típico alumno de colegio de curas que odia a los curas. Z es un fanático de tomo y lomo y para él el mundo siempre es una dicotomía compuesta de progres y fascistas, rojos y azules, Barsa y Madrid; en fin, tampoco se puede pedir más: probablemente Z sea lo más tolerante que tengamos hoy en su partido, porque desde luego después de la multa a Intereconomía del Gran Inquisidor Sebastián, queda claro que el concepto de democracia de estos tíos es puramente orgánico, y que su concepto de la libertad de prensa son los discursos sobre lecturas buenas y malas del padre Garmendia de Otaola (S.J.)

Cambiar el pasado como patología
La damnatio memoriae y la apoteosis son dos instituciones que nos dejó Roma pero que se remontan, en el caso de la primera, a tiempos de los faraones. Por medio de la apoteosis, se llegaba a deificar a un mortal, como los emperadores cuyo culto se fue organizando a partir del siglo I. La damnatio memoriae consistía, en cambio, en borrar para siempre el nombre de un personaje.
Nótese que por medio de la damnatio memoriae, una sociedad no sólo condenaba a un individuo al olvido sino que purgaba de sí misma su propio pasado, signo inequívoco de patología mental: podemos cambiar el futuro, pero nunca el pasado, que es el Universo de lo ya sucedido.
Lo demás, son fantasías tan divertidas como las de la trilogía de Regreso al Futuro. Y pretender cambiar el propio pasado es una característica típica de esa enfermedad que deriva en el negacionismo. Niegas lo que eres o lo que has sido. Hace unos días estuve en un blog discutiendo con unos franquistas que te explicaban con sesudos argumentos que la División Azul no se batió por la victoria de Hitler. ¡Toma ya!

Los comandos de la tijera
Una de las cuestiones que más me preocupa es que la técnica de la damnatio memoriae suele ser bastante destructiva. Los egipcios, al borrar el nombre del faraón maldito o al destruir sus monumentos, se llevaban por delante información que los arqueólogos nunca podrán reconstituir. Me preocupa esta última chifladura del Gobierno porque, claro, supongo que no se detendrán con el tema de Franco en la web de Moncloa, sino que tendrán que recortar el nombre de Franco de todos los decretos y leyes publicados en el BOE desde el 1 de abril de 1939 hasta los primeros días de 1976. Eso supone recortar unos 800.000 páginas en cada una de las colecciones completas del BOE que se conservan en España.
Para hacerlo en un tiempo razonable, tendrán que contratar a unos mil jóvenes que a razón de 200 tijeretazos al día pueden purificar una colección completa cada 4 días. Como del BOE se conservan algo más de 500 colecciones completas en España, se puede realizar el trabajo en seis años -2000 días, grosso modo-, a menos que se contrate a diez mil en lugar de mil, y se podría entonces conseguir en siete meses. Me parece una inversión útil y provechosa, sobre todo en estos tiempos de abundancia y prosperidad. Otros comandos tendrán que encargarse de la destrucción de los sellos de correos y las monedas subsistentes, y como siempre, habrá que cambiar los nombres de las calles que es un deporte muy español. Y ¿qué pasa con los libros que hablen de Franco? ¿Los quemamos?

El armario azul del PSOE
Lo único bueno, realmente, de la moda gay que hoy impera, es que muchos se han liberado de sus cadenas íntimas. Todos conocemos esos casos patéticos de homosexuales nunca salidos del armario que se pasaban el día contando "chistes de maricones" para marcar su desprecio por aquello mismo que constituía su esencia inconfesada y frustrada. Incapaces de construir su identidad a partir de sus verdaderas emociones, incapaces de vivir su amor, de aceptar siquiera su enamoramiento, limitaban su inclinación natural a folleteos clandestinos en saunas o lavabos de estación, y acababan sufriendo sistemáticos chantajes, como el coronel Redl.
Pues ya es hora de que este gobierno de franquistas puros y duros se libere también, que salga de su íntimo armario de intolerancia; Bibiana la feticida, Don Sebastián de Torquemada, la Vice y el propio Z estarían monísimos con su camisita de Falange y su boinita roja, y dejarían de dar el coñazo hablando de un Franco al que en el fondo idolatran más cuanto más lo desprecian públicamente y cuya esencia totalitaria corre por sus venas. Ganas dan de gritarles:  ¡Liberaros! ¡Montaros en la carroza más grande del Día del Orgullo Azul! ¡Asumid vuestra vocación y no pretendáis ocultarla! Y menos, recortarla. Así sea.

sábado, 3 de julio de 2010

Ministerio de la Verdad


El ministerio de Industria sanciona con 100.000 euros de multa a Intereconomía

San Sebastián nos protege
Yo, en mi ignorancia, creía que las competencias sobre la regulación del derecho a la libertad de expresión eran cosa de los jueces, y confieso que durante mucho tiempo me tragué todas esas mariconadas neoliberales y de las JONS, la separación de poderes, la libertad de prensa, bla, bla. No sabía que el Ministerio de Industria también tiene competencias para sancionar los contenidos de los programas de las cadenas de televisión. Por fin la zetagente lo ha conseguido: el Ministerio de la Verdad. Orwell estaría contento.
Me ha alegrado mucho la sanción que ha merecido Intereconomía por su odioso vídeo homófobo -os recomiendo que lo visionéis para que veáis la pérfida incitación a la violencia, el discurso nazifascista y ultracasposo- y me tranquiliza saber que además del poder Judicial y de la Alta Inquisición Catalana, un Ministro de Industria dispone de la capacidad de censurar y castigar la opinión ajena.
Me gusta la idea de que si por casualidad me extravío, alguien más sabio y mejor me corregirá paternalmente y tras un cariñoso azote o respelón  me devolverá amorosamente a la recta senda de la Virtud, alejándome de la amplia ruta del Pecado que lleva al albañal de la Perdición. De hecho me gustaría un Carné por Puntos de Buen Ciudadano, y que empiecen por los periodistas, esos gusanos goebelsianos que decía Alfonso Guerra. Y a quien exprese opiniones contrarias, que le quiten puntos, y luego que lo castiguen con trabajos públicos, latigazos o sin postre, en el cuarto de los ratones. ¡Hala! Censura y autocensura son los pilares del Orden Social.
Creía y temía que España había cambiado, en este sentido, que éramos un imperio del libertinaje; la sentencia absolviendo a Soziedad Alkoholika, por ejemplo, esos pillines que expresaban con juvenil inmoderación el gentil deseo de que explotaran los coroneles de la Guardia Civil. Ningún ministerio, ningún juez los sancionó.
Pero ya se levantó la veda, ¡por fin! Veo que seguimos siendo la patria del mal piensa y no errarás, la reserva espiritual de Occidente, con una Misión trascendental: por el Imperio hacia Dios, etc. Por eso, sabiendo que el Gran Hermano Nos Mira, que Sitel nos vigila, que el Superministro Sebastián está pendiende de cada una de nuestras palabras, he decidido expresarme libremente, con total espontaneidad:

Mi libre opinión
Opino libre y espontáneamente que algunas cosas -no diré cuáles- no están del todo bien pero que tampoco es que sean malas, sencillamente son manifiestamente mejorables.
Opino libre y espontáneamente que las Cajas de Ahorro están bien administradas, que la Justicia no es ciega, que no hay crisis, que si la hubiere, saldremos de ella, y que todas y cada una de las palabras de nuestros Jefes es cierta y digna de alabanza.
Opino libre y espontáneamente que todos y cada uno de nuestros políticos son gente estupenda, y que incluso cuando no se puede decir que lo sean,  cabe esperar que el tiempo los vaya mejorando.
Creo que el modelo territorial de la Constitución Española es ejemplar, que las Autonomías son buenas, y os pido a todos que gritéis conmigo: ¡Viva el Rey! ¡Viva el Gobierno! ¡Vivan los Magistrados y Jueces! ¡Vivan los Fiscales y los Secretarios Judiciales! ¡Vivan los Alcaldes! ¡Vivan los Concejales! ¡Vivan los Secretarios Municipales! ¡Vivan los Jefes de Negociado! ¡Viva la Policía! ¡Viva la Guardia Civil! ¡Viva la Policía Municipal! ¡Vivan los Árbitros de Fútbol!  ¡Vivan los Altos Responsables de las Barcas del Retiro! ¡Viva todo el que mande, todo el que gaste gorra, y todo el que use galones! ¡Viva el Cuerpo de Serenos! ¡Viva tu cuerpo serrano! Y sobre todo, ¡viva Sebastiane!
Como personal tributo al Sr. Ministro, y en el Día del Orgullo, reproduzco el cartel de aquella mítica película en honor del Santo que más ha inspirado a los gays de los últimos siglos. Y no me metáis en líos.

Post scriptum: una genialidad de Quino
En Argentina era relativamente popular una coplilla que la gente se sabía desde que a Adán le quitaron la costilla: "El zapatito me aprieta / la media me da calor / y el muchachito de enfrente / me tiene loca de amor" en la versión hétero para niñas -preciso, por lo del Orgullo- y añado que al calcetín también lo llaman media, allá por las tierras del Plata. Bueno pues cuando hace casi cuarenta años se tomaron nuevas disposiciones para la censura en Argentina, el bueno de Quino publicó unas viñetas con el siguiente texto:
"Voy a leerles un simple, hermoso poema:
El zapatito me aprieta.
Aqui creo necesario aclarar que esa primera linea no lleva ìmplicita una velada crítica a ningun sistema social, ni nada. Aprieta no debe tomarse como imagen de clima opresivo y el zapatito es tan solo eso: un zapatito.
La media me da calor...
Hablo de mi media, por supuesto. O sea, una austera media varonil; no de esas que ciñen intimidades femeninas a las que no ha sido mi intención referirme en ningun momento.
Y esa nenita de enfrente me tiene loco de amor.
Amor en el mas puro de los sentidos, entiéndase bien. Conozco a los padres de la citada nenita, personas de moral intachable y ejemplo de lo que debe ser una familia. Por lo tanto que nadie imagine situaciones equívocas.
He querido dejar todo bien claro no vaya a ser que alguien crea que yo soy uno de esos cretinos que, aprovechando que se puede hablar, van y confunden libertad con libertinaje."

jueves, 1 de julio de 2010

Huelgas que contaminan

¿Cuánta contaminación genera una huelga de Metro?

Una huelga que fomenta el uso del automóvil
No sé si a alguien se le ha ocurrido ya abordar el tema de la huelga del Metro desde el punto de vista ecológico. La cuestión no es tanto la de determinar cuántos océanos de gasolina se han quemado de más por culpa de una huelga salvaje que pagan los pobres madrileños de a pie -lo de a pie, nunca mejor dicho-  sino la de averiguar cuántos que no pensaban comprar un coche o que habían apostado por el transporte público se van a agenciar un utilitario lo antes posible; es triste decirlo, pero la gasolina quemada no sólo apesta a despilfarro y a atascos; también huele a libertad. La libertad de quien disponiendo de troncomóvil no tiene por qué sufrir las consecuencias de la huelga.
Recuerdo allá en el año expolímpico de 1992, que durante el mes de febrero sufrimos en Madrid una interminable huelga de Metro y autobús. Los sindicalistas demostraron su poder: podían paralizar cuando les daba la gana una de las capitales del mundo. Lo hicieron tan bien, con tanta inteligencia, que al cabo de unos meses todos mis amigos estaban sacándose el carné o comprándose un coche.

El coche, enemigo de Madrid
El coche es el principal adversario de la capital. Lo sabemos todos. Madrid lleva precisamente quince largos años de inversiones multimillonarias en transporte público. Esas inversiones han supuesto una parte notable del endeudamiento regional y municipal de la capital. Cada coche de menos supone algo más de oxígeno y algo menos de ruido en una ciudad damnificada por la contaminación atmosférica y acústica. Esas inversiones han creado el mejor Metro del mundo y la red de Cercanías más eficaz del planeta.
Pues bien, gracias a la didáctica sindical, os garantizo que cualquier pensamiento ecologista se me ha borrado instantáneamente. ¡Viva el coche! ¡Viva la gasolina! Una pena que le quitaran el plomo a la gasofa, me hubiese gustado contaminar un poquito más. Total, contaminar es lo único que nos queda a los ciudadanos para significar nuestro derecho al pateo, nuestro cabreo macabeo. ¡Que nadie me hable de ecología durante unos días! Si me ponéis delante un oso panda, ¡lo hago hamburguesas! ¡Quiero contaminar! ¡Quiero matar ballenas, despellejar foquitas y comerme crías de delfín! ¡Quiero ser responsable de una extinción masiva!  Ya que no me puedo vengar en los responsables de la huelga, asistidos por todos los derechos del mundo, me vengaré en el medio ambiente comiendo muchas judías e incrementando el Efecto Invernadero.

Los verdes silenciosos
Observaréis que, por cierto, los partidos ecologistas no han dicho ni mú de la huelga que nos llena Madrid de automóviles. Nuestros ecologistas, siempre dispuestos a insultar a la presidenta Aguirre por su afición al golf -ya sabéis que el desastre del Prestige lo provocó un campo de golf que navegaba frente a la Costa de la Muerte, y que hace poco apareció chapapote en Puerta de Hierro- visiblemente no ven, ni oyen nada de esta huelga, ni quieren decir nada al respecto. Ya sabéis que nuestros verdes son daltónicos y confunden los colores, por eso animan con entusiasmo a la selección de España pensando que es la de Irlanda. Pero bueno, ellos ya cobrarán sus petrodólares para oponerse a las nucleares, tampoco van a trincar del lobby del automóvil; hay que dejarle algo a nuestros sindicatos.

Una carta interesante
En rigurosa exclusiva, quiero publicar la carta que han recibido los líderes sindicales del Metro madrileño:

Remite: Capitostes de la Conferederación Española de Fabricantes de Cacharros Que Echan Humo
Destinatario: Cabronazos que paran el Metro

"Queridísimos amigos, nuestro lobby asiste con intensos orgasmos a vuestra acción revindicativa contra el pérfido gobierno de la presidenta Aguirre. Hemos calculado que vuestra justísima actuación va a proporcionar a nuestro sector unas ventas inesperadas y unos beneficios bestiales, pero sólo en la Comunidad de Madrid, por desgracia; así que os rogamos que mandéis emisarios a Valencia -que también allí manda el PP-  para crear émulos y dopar las ventas.
¿Habría forma de que se sumaran a vuestra legítima lucha los trabajadores de la EMT? Si  os faltan voluntarios para los piquetes, pondríamos a vuestra disposición los siempre eficaces empleados de nuestros proveedores en seguratas, FOSS-TIA 2. ¿Cómo preferís la comisión? ¿En la cuenta habitual o en efectivo?

Firmado. Charles Talbot, René Peugeot, Amélie Citroën, Hermann Volkswagen, Marcello Dellafiat y diez firmas más.

P. S. El Sr. Presidente de TUFO S.A. os manda un afectuoso saludo. Hemos roto el record de consumo de gasofa de todo el año en curso.